<<Div. 7 En Poomsae>>


Capítulo 48.

Ver Movimiento en la Calma

La habilidad de un hombre en Taekwondo aparece invisible a√ļn en su movimiento trivial cuando √©l se mueve y es para ser sentido incluso en una pose cuando √©l est√° de pie. Para verlo est√° la mente del hombre Taekwondo. TAEKWONDO es en movimientos, entonces c√≥mo es posible que la figura de Taekwondo se encuentre en la habilidad de tu capacidad incluso en una pose estable?

Así como una línea no es una cadena de puntos un movimiento no es una cadena de poses estables que permanecen en posiciones espaciales particulares. Un movimiento no puede estar hecho de una serie de poses estables. Cómo puede una piedra estable, aunque sea movida hacia delante de poco en poco, ser lo mismo que una piedra rodante? La diferencia entre el movimiento y la quietud no está su grado sino en su ser esencial. Una cuenta no está quieta una vez que rueda, no importa lo lenta que ruede. Así, para el cambio entre el movimiento y la quietud, tiene que haber, aunque invisible, un continuo movimiento escondido en ello. El mundo está lleno de movimientos y continuos cambios, en donde un hombre mantiene su vida. Por esto, una pose de Taekwondo, aunque no muestre movimiento externamente, siempre tiene un movimiento constante no visto en ella.

Hay algunos casos en que haces una pose con un poco o sin movimiento porque tienes que arreglarte y adaptarte tu mismo en los cambios de los alrededores sin confusi√≥n. Esta quietud, sin embargo, incluye finalmente tensi√≥n que est√° a punto de estallar entre tu oponente y tu, y no es una algo diferente de un movimiento. Esto es el porqu√© te cansas solamente de observar a tu oponente. No solamente en una pose sino tambi√©n en tu entero tienes que encontrarte a ti mismo con una quietud que contiene movimiento mientras te encuentras a tu oponente con un movimiento que contiene quietud. Esto es Taekwondo y el hombre que se observa a si mismo y se encara al oponente con esto es el hombre Taekwondo. Por esto, hacer una forma, no puede ser la esencia de una pose de Taekwondo. Para conseguir el control sobre el oponente y protegerte a ti mismo, y as√≠ realmente controlarle y protegerte por ti mismo ahora es la esencia de la pose de Taekwondo. As√≠, a√ļn cuando un hombre Taekwondo mantiene una pose sin movimiento √©l mantiene la posibilidad de cualquier cambio en cada parte de su pose, y tambi√©n cuando √©l se mueve continuamente siempre se mantiene consecuente por si mismo.

De este modo, una pose es la expresión de tu mente de cierta figura a través del cuerpo. Una buena pose consiste en un acuerdo de la mente y el cuerpo y fuera de ello se apoya una mala. Tu pose revela la posibilidad de tus movimientos. Entre el sujeto que identifica y su objeto que es apariencia la posibilidad determina realmente la realidad. Por esto, tu pose determina tus movimientos y revela tu habilidad.

Hay tres factores que tienes que tener en cuenta cuando observas la pose del oponente: el primero es su intenci√≥n, el segundo es su vista, y el tercero el centro de su cuerpo. Observando la posici√≥n de su centro puedes estimar que pie o que mano usar√° al atacar y c√≥mo de lejos alcanzar√° su ataque. Observando su vista puedes conocer cual es su objetivo, y leyendo su intenci√≥n puedes conocer que y c√≥mo quiere enga√Īarte. Si tu fallas al leer su intenci√≥n, aunque hayas prestado atenci√≥n a su vista, puedes ser f√°cilmente enga√Īado, si observas solamente su centro y fallas al buscar su vista te expones a inesperados ataques. As√≠, tienes que penetrar en su centro y en su vista, observarlos y no debes perderlos, y tienes que poder leer lo que √©l intenta con un sentimiento. Esto es posible solamente cuando abres tu mente. As√≠ te ves a ti mismo con la mente dirigida a tu oponente y protegerte con la idea de ayudarle.

El hombre Taekwondo no puede sino esforzarse totalmente y firmemente cuando hace una pose preparado para un kyorugi contra su oponente. A pesar de este esfuerzo firme, sin embargo, debes por otro lado mantenerte reservado en tu pose sin esfuerzo para que tu cuerpo sea blando en un estado relajado con la concentraci√≥n de tu mente en una calma reservada. El esfuerzo firme existe entre el oponente y tu y en relaci√≥n con el mundo. As√≠, tiene que ser en el mundo y en ti mismo pero no tiene que estar en tus m√ļsculos y tu esqueleto. El esfuerzo que no est√° en tus m√ļsculos ni en tu esqueleto sino en ti mismo es el de tu entero. Los m√ļsculos y el esqueleto tienen que estar s√≥lo reconciliados con toda la armon√≠a. Como tiene que ser un gran esfuerzo!

As√≠, una buena pose de Taekwondo es por si misma como haber escondido bombas alrededor de ti para que puedas ser capaz de poder estallar tu pu√Īo, puntapi√©, tronco y energ√≠a en tu oponente sin fallar tan pronto como √©l invada. Pero nada es visible. La p√≥lvora es meramente un tipo de polvo y no muestra la llama de la explosi√≥n en su figura original. Esto es muy parecido al esfuerzo de Taekwondo.

Por otro lado, una buena bomba no estalla fácilmente aunque choque con algo. Sin embargo su potencia explosiva que es debida de por un choque de su llave de percusión es más bien asombrosa. La pose del hombre Taekwondo tiene que ser así no solamente al practicar Taekwondo sino también en toda la vida en general, y la llave de percusión del hombre Taekwondo es el juicio moral para toda la gente. Este tipo de buena pose de Taekwondo, que es a la vez forzada y no forzada, difiere de la forma diaria de ser en que tiene más posibilidad en cualquier parte y el puesto del hombre Taekwondo es una pértiga en su relación con el mundo a pesar de su semejanza. Al mismo tiempo, es lo mismo como la forma diaria de ser y así, nunca se muestra a si mismo diferente.